Nos vemos en clase...

miércoles, 1 de marzo de 2017

Fotografía digital

En la fotografía digital podemos diferenciar en dos grandes grupos de cámaras digitales: compactas y réflex. Sus propias características técnicas permiten hacer una clara distinción basándonos en criterios tan claros como los objetivos intercambiables, el espejo réflex, o el tamaño del sensor, entre otros. Aunque son varios los términos afines a los dos grupos.
Píxel (del inglés "picture element"): Cada uno de los elementos que conforman la imagen digital. Para hacerse una idea visual de su naturaleza, se puede comparar con los mosaicos formados por pequeñas piedras de colores. El hecho de que no los percibamos como unidades independientes, si no como un conjunto, se debe a una limitación de nuestra visión que nos da esa sensación de continuidad.

Es importante establecer la diferencia entre los píxeles como elementos de la imagen (los que se ven al ampliar la imagen en el ordenador) y los píxeles como dispositivos físicos capaces de captar la luz dentro de la matriz de un sensor digital (fotodiodos).
Megapíxel: Tamaño de las imágenes generadas al fotografiar. Una cámara de 6M, quiere decir que es capaz de generar imágenes que tienen un tamaño de 3.000 por 2.000 píxeles.

Resolución: Esta relacionada con la calidad y el tamaño. A mayor resolución, menor tamaño, y viceversa. Por otro lado, con el mismo tamaño, a mayor resolución, más calidad. La calidad también viene dada por muchos otros parámetros como la lente, tipo de sensor, ruido, rango dinámico, profundidad, procesado…

Sensor Digital: En la fotografía digital la luz sigue siendo la base. Lo que ocurre es que se ha sustituido un soporte fotosensible (la película de sales de plata) por otro soporte, el sensor digital. De este modo, la luz penetra a través de la lente y llega al sensor en mayor o menor cantidad dependiendo de la velocidad de obturación y el diafragma que se haya seleccionado.
El sensor digital es un conjunto de celdas que tiene en su interior silicio, que es fotosensible y reacciona ante la luz proporcionando una carga eléctrica proporcional a su nivel de intensidad en cada uno de estos fotodiodos. Cada fotodiodo genera un píxel aunque no en todas las cámaras.

Para convertir de analógico a digital se utiliza el ADC, conversor analógico digital, que coge la carga eléctrica de cada punto, fotodiodo y lo traduce en ceros y unos (8 ceros y unos), 8 bits.

Si fuera un ADC de 1 bit, sólo podría asignar dos valores: 0 ó 1, presencia de luz o ausencia de ella. Un ADC de 8 bits genera valores de 8 cifras, por lo que combinando ceros y unos podemos obtener un total de 256 resultados. 256 valores que equivalen a la cantidad de grises que el ojo humano es capaz de distinguir en una imagen.

El silicio es monocromático, reacciona solo a un color. La imagen en color, tal y como nosotros la vemos, está compuesta por tres canales: rojo, verde y azul (RGB), los conocidos colores primarios, cuya adición da como resultado el blanco.

Tamaño del sensorUna gran parte de los fabricantes de cámaras digitales a la hora de indicar el tamaño de captador empleado en el modelo en cuestión suele emplear un lenguaje críptico, expresando el tamaño en fracciones de pulgada ("). Una pulgada equivale a 2,54.
Los sensores de las réflex digitales son más grandes que los de las compactas, por lo que los fotodiodos también. Aunque tengan los mismos píxeles, la calidad será mayor al tener el diodo más grande y por tanto con más información.

No hay comentarios:

Publicar un comentario